martes, 24 de febrero de 2009

PLEGARIA


En mi oración te ofrezco
todos mis sueños.
Mis penas y mis dudas;
mi firme empeño.


Mi esperanza en el ser,
envuelta en miedos.
Mi dolor porque a veces
quiero y no puedo.
Mi pudor porque otras
puedo y me niego.


Mi espíritu rebelde
y cuanto intuyo.

Mi indómito carácter,
mi necio orgullo.

Mis limites al ver
que no consigo,
amar, como tu dices,
al enemigo.


Mi dolor de mujer
discriminada
e incluso en tu nombre,
enajenada.
Por el fuero eclesial,
que tu palabra,
entre normas y ritos
tienen atada.


A veces me debato,
sola conmigo,
por callar lo que debo
decir a gritos.
O no callar a tiempo
cosas que digo.


Junto a esa desazón,
por mi impotencia,
yo te ofrezco mi gozo.
Porque la inercia,
nunca fue compañera
de mis fatigas.
Ni me impidió nadar
corriente arriba.


Abrigando esperanzas,
dicen que locas.

Espero, y lo que espero

son tantas cosas;
que a veces me pregunto,
si es osadía
el seguir hoy soñando
con tu utopía.


Aquella que anunciaste
con tu venida:
Justicia, paz, amor,

ternura, vida…

Redimir del dolor

al oprimido.
Devolver la esperanza
al afligido…


Pero,…

yo se que tú me quieres;
y eso me alivia.
Insumisa y tozuda
antes que tibia.


12 comentarios:

La Calderón dijo...

Ayyy Antonia!! ¡¡Cuánto nos parecemos!!
En tus versos me siento tan identificada, si hasta me he reído cuando leía "Porque la inercia/ nunca fué compañera/ de mis fatigas.....Puesto que yo siempre digo: ¡¡La inercia me subleva!!
En general estoy en un todo de acuerdo contigo, pero al final más aún: "insumisa y tozuda/ antes que tibia".
Me ha encantado tu poesía, y ¡¡Cuanto tiene de realidad!!
Yo escribo muchas cosas que a veces no me atrevo a publicar para no herir, ó despertar susceptibilidades, pues la diplomacia, no se ha inventado para mí.
Te envío un fuerte abrazo y gracias por visitar Monte Grande en el tour de Conchi.........
Susana.......................

desde Lebrija para el mundo dijo...

Parece que esto de Capricornio tiene mucho de cierto. Lo de la diplomacia no es mi fuerte, pero lo recompenso con la prudencia.
Un beso
Antonia

La Calderón dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
La Calderón dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Conchi dijo...

Antonia, estamos de perol en mi blog, por ser el día de Andalucía y por ser el último día de nuestro viaje. Te esperamos.
Un fuerte abrazo.
Conchi

José Teodoro Pérez Gómez dijo...

Dudas, modestia, afán de superación..., ¡cuántos matices se aprecian en esta oración que es una confesión "un desnudarse" para mostrarse en plenitud de sincerdad! Es un acto de valentía y una composición preciosa.
¿Genial, Toñi. Un abrazo.

desde Lebrija para el mundo dijo...

Gracias, ciertamente esto de la fe sólo lo veo partiendo de las dudas. Las respuestas seguras y tajante sobre un misterio, me da miedo.

Un abrazo Antonia

La Calderón dijo...

¡¡¡ANTONIAAAAAAAAAAAA!!
¿¿POR DÓNDE ANDASSSSSSSSSS??
¡¡SE TE EXTRAÑA, MUJER!!
SOLO ESPERO QUE ESTÉIES DE VACACIONES, Y LO PASEN MUY BIEN.

Te envío un fuerte abrazo...
Susana...........

Conchi dijo...

Antonia, he pasado a saludarte. No sé por dónde andas, pero espero que estés bien.
He vuelto a leer tu poema y me sigue encantando. Tienes una facilidad para decir tantas cosas y de forma tan bella, que no se cansa una de leerte.
Te mando un fuerte abrazo.
Ah, estamos recopilando recetas de comidas para los niños, si tienes alguna....
Conchi

José Teodoro Pérez Gómez dijo...

Hola Antonia, veo que no te acercas por tu página últimamente. Espero que no se deba a ningún problema. Espero que todo te/os vaya bien. Tengo algún poema que, atrevidamente le escribí a tu padre a raiz de la restauración del monumento. Son pocas cosas las que sé de él, pero la efeméride, me animó a escribirle unos modestos versos. Si quieres te pongo alguno, con todos los reparos, en una próxima ocasión.
Que disfrutes de estas fechas.
Un abrazo J.Teodoro.-

José Teodoro Pérez Gómez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
desde Lebrija para el mundo dijo...

Después de muchos días he pasado por aquí, he puesto una nueva entrada y he encontrado vuestros comentarios. ¡Gracias por ello y por vuestra preocupación por mi persona!
Estoy bien, sólo que... Ya sabéis, lo digital no es mi campo. Siento que me roba el tiempo y últimamente apenas leo. ¡Os escribiré!
Un abrazo a los tres.
Antonia